Obra de Prefectura no llega a vías de la parte alta

  • Jueves, 07 de febrero del 2013

(HChP).- Don Ernesto Castro salió ayer, como todas las mañanas, muy temprano desde su humilde vivienda en la parroquia Malvas, del cantón Zaruma, hasta pocos pero interminables metros donde está ubicada su pequeña parcela, en la que labora como agricultor, para poder llevar el sustento a su hogar. A pie, alrededor de una hora le toma llegar al sitio, debatiéndose entre la lluvia, el barro y el cansancio propio de su edad. “Ojalá arreglen algún día la vía”, dice optimista el agricultor de unos 50 años de edad. “Esta vía es feísima y nadie se acuerda de por lo menos venirla a pavimentar”, reprocha, mientras observa cómo detrás suyo al menos media decena de también agricultores quienes esquivan baches, vehículos y fango. La vía que conecta a esta parroquia con el cantón Zaruma tiene tramos pronunciados de fango puro y las pocas áreas pavimentadas cuentan con cráteres enormes. Similares quejas a las de don Ernesto la tiene Hugo Sánchez, morador de Apartadero, comunidad perteneciente al cantón Atahualpa. Lamenta que ni los alcaldes de Atahualpa y Piñas; ni el Prefecto ni el Ministerio de Transporte y Obras Públicas hagan algo por arreglar las vías. “Si uno los elige en las urnas es para que hagan algo por su comunidad”, dijo don Hugo, visiblemente indignado. Y es que la vía que atraviesa este sitio une a los cantones de Piñas con Atahualpa. La comunidad de este sector se moviliza fundamentalmente a pie. Los vehículos poco quieren pasar por ahí debido a los excesivos baches que hay en la zona. “Tenemos más de 10 años de abandono total”, dijo don Hugo. Esta vía comunica a los sitios y parroquias San Vicente, Piedra Hendida, Ayapamba, San Jacinto, Calera Grande y Calera Chica. Víctor Apolo recuerda que hace más de diez años le tomaba 15 minutos ir en vehículo desde Apartadero hasta Paccha. Señala que ahora ese ligero tramo le toma recorrer una hora en carro.
Las comunidades de este sector se dedican a actividades como la caña de azúcar, la ganadería y la minería. Ricardo Aguilar dice que con vías en ese estado sencillamente no hay como trabajar. Él en tanto habita en la zona de la vía Puente Buza – Malvas. Piedad Torres se mostró más angustiada por la realidad de su comuna. Ella vive en el sitio La Chuva, perteneciente a la parroquia San Roque del cantón Piñas. La vialidad allí está en total olvido. Señala que en época de invierno no solo el fango es insoportable, sino el latente riesgo de sufrir deslizamientos de tierra en zonas que son habitadas por familias enteras. Los sitios afectados son El Portete, La Chuva, Guayabal y Piedra Blanca. En Portovelo el abandono vial también es evidente. Basta con recorrer la vía Portovelo – El Pindo para evidenciarlo y la salida Portovelo – El Pache. Ayer se registró un deslizamiento de tierra en el tramo Portovelo – El Pindo. El traslado de maquinaria para limpiar la zona ocasionó severos atascos vehiculares. Un carril de la vía se habilitaba cada media hora. El disgusto de los conductores era evidente. Esta vía es de vital importancia para el sector de la transportación, en virtud que conecta a la provincia de El Oro con Loja. Entidades como el Gobierno Provincial Autónomo de El Oro tienen bajo su responsabilidad dar mantenimiento a vías que conectan a los sitios y parroquias de la provincia. Don Luis Romero Loayza espera que en algún momento las autoridades arreglen la vía y así poder trabajar con normalidad.

Más Noticias

Comentarios

VIERNES SOCIAL

EDICIONES ANTERIORES

Calendar
Title and navigation
Title and navigation
<<<septiembre 2014><<
septiembre 2014
 dlmmjvs
3631123456
3778910111213
381415
39
40
41